miércoles, marzo 21, 2007

Laguardia, guía para un día.


Esta es la primera entrega de una serie dedicada a los futuros visitantes de mi querida Laguardia.
Cuando se visita un pueblo o una zona desconocida a todos nos gusta informarnos de que podemos hacer, que ver, donde comer, donde dormir, etc.
Este post servirá de ayuda a aquellos que pasan solo un día en Laguardia. Para no extenderme demasiado, misión imposible, hoy lo dirijo hacia una familia o gente menos joven.
Supongamos que el día señalado es un domingo cualquiera. No muy temprano. Las 10.30h esta bien, aunque quien quiera oír misa, sin ser la Mayor (12.30h.), puede ir a las 10.00h y seguir el repique de las campanas hasta la iglesia que corresponda, de las dos posibles, la de San Juan o la de Santa María. De paso disfrutar del arte y dedicar un tiempo al espíritu.
Si no se comulga con ese momento, comenzad a partir de aquí.
A esa hora se puede aparcar junto al Frontón Viejo y zonas cercanas, aunque en caso de plena ocupación es mejor optar por los aparcamientos habilitados y señalizados.
El primer lugar que aconsejo visitar es la Oficina de Turismo, en la plaza de San Juan, (junto a la iglesia del mismo nombre), ocupando la planta baja del Palacio Samaniego, donde vivió el escritor de fabulas tan conocidas como “La cigarra y la hormiga”.
Quienes se encuentran en la oficina, amables, simpáticas y bien preparadas, informan, entre otras cosas, de los horarios de visita del Pórtico de la Iglesia de Santa Maria de los Reyes y facilitan un muy útil callejero de Laguardia, fundamental para orientarse por sus calles, cantones y callejuelas.
Conocer el Pórtico es de obligado cumplimiento. La cita también se puede concertar en el teléfono 945.600.845. Son 2€ por persona.
La hora de la visita puede ser la referencia para el resto de actividades.
Es el momento de reponer fuerzas. Hoy propongo dos opciones sin desviarme mucho del siguiente paso.
Junto a turismo se encuentra el Bar Biazteri, en la calle Mayor, lugar ideal para meterle al cuerpo algo sólido o liquido. Si no, siguiendo la calle Santa Engracia hasta el cruce con la Plaza Mayor, la del Ayuntamiento de la Villa, haciendo esquina, está el Bar Velar, Santa Engracia 37, con una imponente barra llena de pinchos y una amplia oferta de vinos de la zona. Si, también café, incluso caldo.
En esta plaza, en la fachada del ayuntamiento, hay un reloj tipo carillón que merece un alto en el camino. Por ejemplo a las 12.00h, a las 14h o a las 20.00h. Asombroso.
Si se quiere ver alguna bodega típica, de las que se encuentran en los subterráneos del pueblo, y que además permanezca con total actividad, hoy recomiendo la Bodega El Fabulista, también en la Plaza de San Juan. Ya conocida.
En la cueva, que sirve de bodega, se explican cantidad de cosas relativas al vino, su elaboración, crianza, e incluso se degustan un par de excelentes vinos de cosecha propia. Apunto la página Web para dar más detalles:
http://www.bodegaelfabulista.com/
La visita dura aproximadamente 1 hora y cuesta 6€. Solo pagan los adultos. Los que se sienten niños están de suerte.
Callejeando se puede subir hasta la iglesia de Santa María donde recrearse con el espectáculo maravilloso de su Pórtico. Construido a finales del siglo XIV y policromado desde el XVII es el máximo representante del patrimonio artístico de Laguardia.
Como de todo hay en la viña del Señor, siempre a alguien del grupo que siente repelús por este tipo de edificios religiosos (¡ay si hubieran nacido más al sur!). No pasa nada, tenemos a Arconada.
Para estos sufridos turistas recomiendo el Bar Restaurante El Pórtico, calle Mayor 2, y si se prefiere, la opción de fotografiarse junto a unas mesas repletas de calzado, bolsos y maletas de todo tipo, construidos de una aleación metálica que se ubican enfrente, en el jardín de la Plazuela del Gaitero. Genial obra artística.
Al salir de la iglesia, aún extasiados de semejante sobredosis arquitectónica, y otear la calle Mayor se puede girar a la derecha y conocer uno de los rincones mas bonitos del pueblo. La Torre Abacial y la muralla conforman un espacio de una belleza admirable.
Ya va siendo hora de descansar un rato y pensar donde comer. Mientras hay que tomar unos vinos por alguno de los bares sembrados por las angostas calles.
Al ser domingo, el Bar La Muralla, en la calle Paganos 42, ofrece para picar dos de sus especialidades, las raciones de croquetas y las de rabas. No las hay parecidas. Y el Bar Los Sietes en la misma calle, en el número 92, invita a deliciosos champiñones a la plancha, sabrosos tigres y personales tortillas de patata, regados con vinos de su bodega.
Para esta jornada aconsejo dos restaurantes, entre toda la amplia oferta existente en el pueblo y alrededores. Es bueno adelantarse y reservar con antelación.
Son muy diferentes.
Primero un restaurante joven, con cocina de autor, muy confortable y acogedor, donde los platos tradicionales se acompañan de opciones más vanguardistas. Eligiendo un buen vino se sale del Restaurante Amelivia tan satisfecho que se promete volver. Precio medio aproximado 36€. Esta en la calle Barbacana número 14 y el teléfono de reservas es el 945.621.207.
La segunda opción es la Posada Mayor Migueloa. En la calle Mayor número 20. Teléfono 945.621.175. http://www.mayordemigueloa.com/
Aunque es hotel, de los pequeños con encanto, por el momento solo os comento la faceta gastronómica. Tiene bar donde se puede comer tranquilamente a base de pinchos y raciones, y es restaurante de los de manteles y visillos de hilo. Decorado con gran gusto y detalles de la época. Hay comedor privado para reuniones y se pueden solicitar menús especiales. El ambiente y el marco invitan más a ir en pareja. Ya habrá ocasión. El precio medio, siempre orientativo, esta sobre los 45€.
Bien comidos, sin posibilidad de siesta y bajo prescripción médica, para estirar las piernas, oxigenar el alma y recrear la vista, se necesita una vuelta al Collaó (Collado para vosotros) y conocer el quiosco de Don Félix María Samaniego. Aviso para navegantes, hay zona de columpios para los más pequeños.
Nadie se puede ir de Laguardia sin apreciar las inmejorables vistas que de ella se divisan y el escenario natural de la Sierra de Cantabria.
Como la jornada esta terminando se me ocurre lo último por hacer. Ahora es la ocasión de visitar una de las vinotecas del pueblo. Por ejemplo La Vinoteca en la Plaza Mayor 2. De los vinos de Rioja Alavesa creo que no falta ni uno, además hay otras posibilidades a tener en cuenta y los precios, por lo general, son los mismos que en las bodegas.
Como despedida, si la época coincide entre los días de San José y El Pilar, 19 de marzo y 12 de octubre, la Agrupación Musical de Laguardia con sus alegres notas desea buen viaje y un pronto regreso.
La Guarda de Navarra, como no podía ser de otra forma, invita a las gentes de bien que conozcan este maravilloso pueblo y compartan con sus vecinos el amor a la historia, a su patrimonio y a sus paisajes.
Bienvenidos, welcome, bienvenu, willkommen.

8 comentarios:

SobreVino dijo...

¡Menuda guía exhaustiva! Digna de una capital. La verdad es que me hubiese venido bien todas las veces que he estado allí y, como estoy a tiro de piedra, seguro que sigo algunas de tus recomendaciones en la próxima ocasión que visite LAguardia.

Un saludo

Carlosgrm dijo...

Si señor, ya sé donde recurrir para cuando me acerque a Laguardia. Muy bueno el post y muy detallado.
Saludos

jorge dijo...

La verdad es que como director de la oficina de Turismo de Laguardia, eres perfecto. Ahora bien has cometido un error garrafal, del cual me tiene muy sorprendido.
Te has olvidado de incluir al magnifico Bar, el cual se convierte a la noche en "Pub", y de sus impresionantes "Gintonics".
"El Pola"

La Guarda de Navarra dijo...

Sin prisa Jorge, la visita de un día no da para más. Un gintonic y luego al volante, no, no.
Ya digo que va a ver más post al respecto. Iré incluyendo todos los bares, los restaurantes, tiendas, vinotecas. He dejado visitas culturales, a poblados, a la naturaleza.En mi corazón, ya sabes, caben casi todos los laguardienses.

Sobrevino: Pensando en ti escribire un post exclusivamente enófilo.

Carlosgrm: Si te acercas por Laguardia antes de llevar el post en el bolsillo me llamas y ahorras en tinta.

Saludos para todos.

Carlosgrm dijo...

No lo dudes, lo haré.
Saludos

La Guarda de Navarra dijo...

Lo espero y deseo, no hay nada como compartir lo que uno vive y disfruta.
Saludicos.

Anónimo dijo...

veo q no soy la unica persona q llevoa LAguardi aen el corazon, soy de Laguardia y estoy muy orgullosa de ello, aunq ultimamente no este muy contenta con la nuev corporación, a donde nos van a llevar??? bueno Jesus Ramón, sigue asi q muxos de tus vecino estamos orgullosos de leerte cada dia,, un saludo,

Anónimo dijo...

kollam machine pack weary demolition engels feasible directories lfky performances madhya
lolikneri havaqatsu