domingo, septiembre 09, 2007

Cuarenta, y tres.


Habitualmente me gusta comprobar como van evolucionando los vinos con el paso del tiempo. Y no conozco otra manera de hacerlo que descorchando unas botellas para celebrar una extraordinaria comida, reafirmando que me apasionan los vinos de mi distribución.
Pasión y disfrute con una terna que garantiza espectáculo. Derroche de torería, arte y elegancia.
En primer lugar un Do Ferreiro 2006, del 16 de junio de 2007. Habilidad que tiene Gerardo Méndez de garantizar la sinceridad de sus vinos al incluir en la contraetiqueta la fecha de embotellado. Confianza ciega en sus Albariños y en su persona.
Junto a unas gambas de Huelva a la plancha ha dado muestras de su frescura, su tremenda personalidad y su excelente finura. No hay otro igual.
El remate a unos espárragos de Juncal, incluso a unos piquillos, para enmarcarlo. ¡Sublime!
De segundo, un plato de temporada. Recién llegadicas de su tierra y cocinadas como allí, unas pochas riojanas. Sabrosas y sin mas sacramentos que unas verduras y un sofrito de pimentón. Luego, cariño y fuego lento.
Para que no sientan morriña, un Riojica. Un Pujanza 2004. Las pochas, mantequilla pura, animaban el trago amable y gustoso de este tinto alavés. Bien estructurado y con largura, ha sido el compañero perfecto. ¡Fantástico!
Ni unas guindillas asadas hubiesen desentonado, de haberlas habido. Esto es, para mí, el maridaje, sumar sensaciones y amplificar los sabores. Nunca anular ni enmascarar. Y lo demás mariconadas. ¡Uy, que me perdonen las guindillas!
Para terminar, sin contar el postre, claro, Bonito del Norte, de Guetaria según el pescatero, en salsa de tomate casero. La frescura del animalito demandaba un punto de cocción optimo (otra sandez, y que me vuelvan a perdonar las guindillas) y eso es lo que le dimos. Resultado, todo el sabor del mar y la frescura de la huerta. Parecía una tarea difícil conseguir alcanzar la satisfacción de los platos anteriores, así que recordando mi visita a Aranda de Duero y la ración de cangrejos que nos comimos, me decido por un Ferratus 2003.
La calidez y la amabilidad de este vino, junto a sus aromas y a la frescura que invaden la copa realzan los efectos buscados. Compruebo, emocionado, que la apuesta por este Ribera es todo un acierto. ¡Glorioso!
Ni que decir tiene que La Guarda de Navarra recomienda probar y disfrutar de estas tres maravillas. Un blanco y dos tintos para charlar sin prisa.
¡No se a que estáis esperando!



6 comentarios:

J. Gómez Pallarès dijo...

Felicidades, compañero!!! Me encanta tu pasión por aquello que haces y, en este caso, distribuyes. Sobre lo que conozco (los dos primeros vinos bebidos y comentados), comparto al 100% tu entusiasmo. El tercero no lo he catado nunca pero ya caerá, ya.
Saludos cordiales!
Joan

elbaranda dijo...

Felicidades Guarda. A mí me quedan aún 8 días para los 48 y ya contaré lo que caerá a su tiempo.
Sobre los vinos que tomaste el primero es mi perdición, después del Cepas Vellas, claro.
Tomé hace unos días el 2004 y estaba estupendo. Gerardo además de excelente persona es un grandioso bodeguero.
Los otros dos no he tenido la ocasión de probarlos, pero como te dice Joan, ya caerán.
Lo dicho, muchas felicidades.
Mario.

Carlos Rodriguez dijo...

Hola Guarda, felicidades, de los que has catado conozco bien como sabes el DO Ferreiro y no tengo nada mas que añadir. Respecto al Ferratus me puse en contacto con la bodega y me contestaron muy amablemente y me dieron el contacto del distribuidor suyo aqui, del cual despues de un mes aun sigo esperando respuesta, pues a comprar el Ferratus via online toca, ya que no veo mucho interes en su respuesta, una pena el se lo pierde. No todos van a ser como tú, :-)).
Saludos
Carlos

IGLegorburu dijo...

Pues felicidades y buenos vinos los tres...y que caigan muchos más (años y vinos).

Me alegra saber que soy el más jovencillo de los que te han escrito :-))))

La Guarda de Navarra dijo...

Gracias a todos pero mi cumpleaños fue en junio. Esta vez le correspondia a mi asesora de imagen, aunque lo acabe celebrando yo.
¡A beber!

SobreVino dijo...

Felicidades a tu asesora de imagen, Guarda :-)